El estrés

¿Qué es el estrés?
Podemos definir la palabra estrés como el proceso que se pone en marcha cuando una persona percibe una situación o acontecimiento que aparentemente amenaza su integridad.

¿Qué respuesta damos al estrés?
De dos tipos: una emocional, caracterizada por síntomas como la ansiedad, la ira, la cólera, preocupación, tristeza, etc. que dependerá siempre del tipo de individuo, de su educación y de la situación que afronta; y, otra fisiológica, donde el estresor estimulará la producción del Factor Liberador de Corticotropina, de la hormona Adenocorticotropra, produciendo glucocoides (en especial el cortisol). También aumentará el índice de adrenalina y noradrenalina.

¿Cómo funciona?
Se divide en tres partes: una parte de activación (fase de alarma), donde el cuerpo y la mente reaccionan al estímulo estresante, una parte de mantenimiento o resistencia, y una tercera parte de agotamiento, donde el cuerpo abandona toda lucha.

¿Qué relación hay con el timo?
El timo, la glándula que regula la actividad de las células T (glóbulos blancos o linfocitos), es el primer órgano que resulta afectado por el estrés. Cualquier suceso negativo como una mala noticia, o una alimentación sin valor nutritivo debilita esta glándula y, cuando se produce una situación de estrés, se contrae, disminuyendo la producción de glóbulos blancos. ¡Puede reducirse incluso a la mitad! Así pues, teniendo en cuenta la exposición continua de malas noticias a través del televisor, la radio o el trabajo, podemos asegurar que nuestras defensas no siempre están al 100%. Quizá por eso nos bombardeen con la compra de productos que aumentan nuestras defensas, para que no tengamos “problemas” y, de esa forma, si logran atemorizarnos, nuestro timo tendrá más motivos para encogerse más y funcionar peor (un pez que se muerde la cola).


¿Qué podemos hacer?
Muchos estudios demuestran que el estrés no es malo, pues nos prepara para afrontar el día a día. Ahora bien, cuando el estrés se mantiene durante un periodo largo de tiempo es cuando se vuelve en nuestra contra. Un ejemplo claro es cuando le pides a alguien que sujete un lápiz con fuerza durante dos segundos y lo suelte, si realiza este ejercicio durante un tiempo corto no sucederá nada, pero si le pedimos que lo sujete con fuerza durante una hora, podríamos decir que su musculatura sufrirá estrés (pueden probar el ejercicio si no están convencidos).
La solución al estrés es sin duda cambiar los hábitos de vida, siempre que uno pueda. Pero más importante es el hecho de tomar conciencia de nuestros pensamientos, de cómo afrontamos las distintas situaciones y cómo, en la mayoría de los casos, subrayamos continuamente nuestro estrés a través del diálogo interior, logrando consumir más energía y debilitarnos todavía más. Técnicas como la parada del pensamiento o el mindfulness, nos ayudan en este proceso.

¿Ayuda la acupuntura?
Sí, y a demás es muy efectiva. Pero es necesario realizar un trabajo psicológico de comprensión para que la persona cambie su forma de ver las cosas. Si el entorno que provoca el estrés no cambia, y tampoco cambia nuestra actitud respecto a él y a nosotros mismos, cada vez que nos encontremos en ese entorno activaremos indirectamente la formación de más estrés.
Son muchos los médicos, psicólogos y científicos, que se van dando cuenta cada vez más de lo importante que resulta nuestra actitud ante la vida para poder afrontarla con dignidad. No es fácil, ni nunca eliminaremos el estrés al 100%, pero la satisfacción de coger las riendas de nuestro día a día con calma y serenidad, es el primer paso para lograr superar uno de los síndromes más comunes de nuestro siglo.

Artículos relacionados:
De la mente a la célula: impacto del estrés en psiconeuroinmunoendocrinologia.
Estudio del estrés y el rendimiento académico.
Psicobiología del estrés..
Glándula Timo..

Amplía este artículo leyendo: Cómo prevenir el estrés y la ansiedad

©xavierturell2016
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s